dom. Jun 16th, 2019

Al menos un muerto tras estrellarse un helicóptero contra un rascacielos en Manhattan

Un helicóptero se ha estrellado la tarde de este lunes en la azotea de un rascacielos de 229 metros de alto del centro de Manhattan. El piloto del helicóptero ha fallecido, según han informado las autoridades. Aparentemente, era el único ocupante de la nave, que se estrelló contra la azotea del edificio que ocupa el número 787 de la Séptima Avenida, entre las calles 51 y 52, y muy cerca de algunos de los lugares más emblemáticos de la ciudad, como Times SquareCentral Park, o el Rockefeller Center. Aparentemente, no ha habido más muertos o heridos, y el incendio que provocó el accidente ha sido rápidamente sofocado.

Las circunstancias del siniestro son una incógnita. Según el gobernador del estado de Nueva York, Andrew Cuomo, que se desplazó al área, el piloto trató de llevar a cabo un aterrizaje forzoso sin éxito. La presencia de la nave en el área parece indicar que estaba en dificultades, toda vez que el edificio está en una zona de restricción aérea en Manhattan (de hecho, y a pesar de que muchas películas muestran helicópteros volando por encima de esa parte de la ciudad de Nueva York, parte del espacio aéreo de la ciudad está total o permanente cerrado al tráfico aéreo, en especial a los aparatos que vuelan bajo, para proteger de posibles atentados edificios como la Torre Trump o la ONU y, en general, evitar el riesgo de atentados como el 11-S).

El nombre oficial del edificio, inaugurado en 1985, es AXA Equitable Center, en referencia a la subsidiaria del mismo nombre de la aseguradora francesa AXA, que tiene su sede en el rascacielos. Otras empresas que cuentan con oficinas en la torre son el banco francés BNP Paribas, los estadounidenses Citigroup y Stifel, el suizo UBS, y el fondo de private equity Blue Mountain. El edificio es propiedad del fondo de pensiones de los empleados públicos de California (CALPers), que lo compró hace tres años por 1.900 millones de dólares (1.680 millones de euros).

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *