01/04/2020

La mirada colorida de Rolando Rojas

La obra del artista plástico oaxaqueño llega a Guadalajara Black Coffee Gallery, en su nueva sucursal de Guadalajara ubicada en en Rubén Darío 1040.

Previo a la inauguración, el artista platicó sobre la selección de piezas que se aprecian en el lugar: “La colección tiene más de 60 piezas mías, han formado la colección desde el 2000 al 2019. De allí ellos tomaron las imágenes, no son originales éstas, son reproducciones de las piezas originales”. 

Óleo, grabados, acuarelas, collage, esculturas en bronce, escultura efímera y cerámica han sido las técnicas que Rolando ha explorado. Hace tiempo el artista abrió un taller de grabado: “Se trabaja mucho litografía, yo no la manejo tanto pero está  dentro del estudio, hay un buen impresor. Finalmente yo hice el taller para mí, pero empecé a invitar a los amigos, porque no siempre trabajo nada más litografía, así se fue dando. Han ido a trabajar al taller varios compañeros y artistas muy buenos. Hasta el maestro Toledo”. 

La formación multidisciplinaria de Rojas llega hasta la arquitectura, por los caminos que tomó en su vida: “Yo quería estudiar la licenciatura en artes visuales, en la Ciudad de México, pero no se pudo. Mi madre me decía ‘Eso no va a dejar para comer, eso lo haces cuando tengas tiempo’. Me fui a Oaxaca a estudiar arquitectura. También estudié restauración en Bellas Artes de Oaxaca. Me tocaron maestros muy buenos, allí aprendí todas las técnicas que sé. Gracias a la arquitectura que estudié no le temo a nada”. 

La escultura se le ha facilitado por la arquitectura: “Uno piensa que puede hacerlo: lo intentamos varias veces y va quedando mejor. Es un proceso de mejorarlo cada vez. Ha sido igual con la escultura, la cerámica. Es aprendizaje a través de los años”. Rojas tiene esculturas de proporciones mayores, con cerca de tres metros: próximamente enviará una para el Paseo Montejo en Mérida y una más para Houston.

Sobre su estilo, el artista comentó el origen: “Cuando me dejaban con mi abuela éramos cerca de seis nietos. Ahí la conocí semidesnuda, sin huipil, sin sostén: agarraba a alguno de los nietos que empezaba a llorar para darle su seno y calmarla. Pinto muchas mujeres con senos caídos. En ese entonces también vivía la abuela de mi abuela, nos contaba muchos cuentos de nahuales, de la fantasía de los pueblos, los personajes que salían en las noches, se convertían en perros. Pinto muchos animales, en el concepto de animal, sin ser uno en específico: tiene rasgos de un pájaro pero salen trompetas y notas musicales. Es una fantasía desde chico, gracias a mis abuelas, reflejado en las pinturas. Principalmente pinto alegría: los cuadros se ven alegres, no son tristes ni caóticos, tienen mucha luz”. 

Esta característica es constante en el Estado: “Oaxaca es un Estado en el que diría que se vive el arte, se convive con el arte. Cada pueblo tiene su propia tradición, su música, lenguaje y vestimenta. Soy de Tehuantepec, la vestimenta, la comida, hay todo. También hay muchos poetas, escritores, artistas. Es una mezcla de culturas con los pueblos. Así es Oaxaca, por eso la pintura tiene tanto color”. 

El año pasado, la Fundación Black Coffee Gallery eligió a Rolando Rojas como el artista para su libro anual. Con el título de “El imperio de la mirada”, la publicación recoge “las más de 60 piezas que tienen. Un libro es muy bueno: se registran las imágenes, es bonito tenerlas registradas así. Uno mismo se siente alegre al ver piezas de años atrás. Es parte de un proceso, además los críticos que escriben”. 

Para Rolando, la vinculación del arte en espacios cotidianos como un café resulta de beneficio para la sociedad: “Es muy interesante que vengan a tomarse un café y vean una pintura, saber por qué está, quién es. Por allí puede iniciar un coleccionista, con el buen gusto de tener la pintura. Mucha gente que viene conocerá la pieza y al pintor”, finaliza

Mas informacion relacionada

Chéjov es llevado al circo

Abren la convocatoria PECDA 2020

Informacion obtenida de informador.mx

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *