29/10/2020

Colocan localizador electrónico a Lozoya

En cumplimiento a lo ordenado por los jueces, este jueves le fue colocado a Emilio Lozoya un localizador satelital en el tobillo.

Por la tarde, agentes ministeriales y personal de la empresa que provee el servicio al Consejo de la Judicatura Federal, acompañados de un actuario y de uno de los abogados de Lozoya, Alejandro Rojas Pruneda, acudieron al Hospital Ángeles del Pedregal, donde el ex director de Pemex se encuentra internado desde el pasado 17 de julio, para explicarle el procedimiento.

Según conversaron en el lobby, el localizador pertenece a la empresa GPS Monitor y ya le fue colocado en el tobillo este mismo día a Lozoya, acusado de corrupción, uso de recursos de procedencia ilícita, asociación delictuosa y cohecho, y quien gozará de la libertad al salir del hospital debido a que se comprometió con la Fiscalía General a proporcionar información sobre un delito supuestamente mayor al que él cometió.

“Ya le quitó la correa porque ya llegó la alerta, a partir de que se quita el cordón envía noticias de alertas”, dijeron.

Indicaron además que el aparato manda alertas en lapsos de entre 30 y 60 segundos, por lo que será necesario registrar una dirección donde Lozoya permanecerá la mayor parte del tiempo para que a partir de ahí concluyan la programación del localizador.

“Se puede bañar con él, nada más no sumergirse en una alberca ni someterlo a presión”, dijo un instructor.

Tras ser procesado el martes por la compra de la planta chatarra de Agronitrogenados, ayer un juez también lo vinculó a proceso por los presuntos sobornos recibidos de la empresa Odebrecht.

Por ello, se le impuso a Lozoya la colocación de un brazalete electrónico, la prohibición de salir del país, la Ciudad de México y su área conurbada, además de la entrega de su pasaporte y su visa americana.

Hoy, los agentes ministeriales entregaron una copia de la resolución judicial y subieron a la habitación junto con uno de los abogados de Lozoya y personal que habrá de monitorearlo, sin mencionar la fecha de su salida.

“La libertad no da felicidad a las personas, simplemente las hace personas”, anuncia la proveedora del localizador en su página de internet.

Ayer, el abogado Miguel Ontiveros precisó que esperaban la colocación del localizador y que prevén que su cliente salga del hospital en dos o tres días.

Afuera del inmueble sigue la vigilancia con cuatro patrullas de la Guardia Nacional.

Con información de Grupo Reforma

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *