27/11/2020

Denuncian corrupción en mejora de escuelas

El programa federal para mejorar las escuelas que lanzó el Gobierno de Andrés Manuel López Obrador y que buscaba acabar con la corrupción… sigue lleno de corrupción.

Padres de familia de escuelas en ocho de los municipios más pobres de Guanajuato denunciaron que son presionados para entregar las obras del programa “La escuela es nuestra” (LEEN) a contratistas a modo.

Roberto Durán Grajales, supervisor escolar de la Secretaría de Educación de Guanajuato, explicó que padres de familia han acusado que Servidores de la Nación los presionan para decidir sobre las obras, quién debe realizarlas y entregarles el dinero.

“Los Servidores de la Nación se dedican a presionar a las madres de familia para que les entreguen el dinero. No se lo dan directamente a ellos, pero las esperan en el banco, ven que hagan el retiro y después las acompañan con el contratista”, afirmó.

Los padres han denunciado que la operadora es la subdelegada de la Secretaría de Bienestar, Arisbeth García Monjarás.

Al menos 201 escuelas de los municipios de Atarjea, Doctor Mora, San José Iturbide, San Luis de la Paz, Santa Catarina, Tierra Blanca, Victoria y Xichú recibieron ya el apoyo escolar, y unas 83 entregaron el dinero a los contratistas enviados por la subdelegada.

Entre los contratistas beneficiados se encuentra, Efraín Calixto López, -hermano de la Servidora de la Nación, Delia Calixto López-, quien recibió contratos de 40 de las 51 escuelas beneficiadas de Xichú, considerado el municipio más pobre de Guanajuato.

“En un sólo día la subdelegada se llevó a 11 madres de familia a que retiraran cada una 150 mil pesos hasta completarle un millón 650 mil pesos”, acusó el presidente estatal del PAN, Román Cifuentes.

Tras la entrega del dinero, sostuvo, ninguna obra o proyecto ha sido ejecutado.

REFORMA tuvo acceso a varias actas que han levantado los padres de familia para denunciar las presiones.

El programa LEEN de la SEP contempla entregar, según el número de alumnos, entre 150 mil y 500 mil pesos a los padres de familia de cada escuela beneficiada.

En julio pasado, la SEP informó que se habían entregado 9 mil 155 millones de pesos para mejoras en más de 49 mil planteles.

Cada grupo de padres de familia define las obras para su plantel y tiene la libertad de contratar albañiles, a las empresas que decidan o participar ellos mismos con la mano de obra.

“Con el programa se elimina el intermediarismo y la corrupción”, dijo hace unos días el titular de la SEP, Esteban Moctezuma Barragán.

“Nos ayuda para desterrar la corrupción en lo que se destina al mejoramiento, al mantenimiento de las escuelas, que era una fuente también de corrupción”, dijo AMLO cuando presentó el programa en febrero de 2019.
Niega banco dinero
En el municipio de Doctor Mora, madres de familia no aceptaron realizar obra mayor y, además de recibir amenazas, les querían negar el recuso.

“Ellas optaron por adquirir equipos de cómputo, instalar internet, comprarles cubrebocas a sus hijos, garantizar el servicio de agua y, sin embargo, han sido agredidas por los Servidores de la Nación, que en ciertos momentos les dicen que si no realizan obra ya no les van a llegar programas, que les van a quitar becas”, contó Roberto Durán Grajales.

“Cuando ellas fueron a la sucursal de Banco Azteca a hacer el retiro, les negaron el recurso. Cuando le hicieron la indagación al gerente, éste les dijo que era por instrucciones de los Servidores de la Nación”.

En Xichú, relató el funcionario estatal, existen 51 escuelas, de las cuales 40 ya entregaron el dinero al contratista Efraín Calixto López, quien es hermano de la Servidora de la Nación Delia Calixto López.

El presidente estatal del PAN, Román Cifuentes, aseguró que esta situación se repite en los municipios de Jerécuaro, Victoria, Tierra Blanca, Santa Catarina y Tarandacuao.

“La subdelegada les dijo que le tenían que entregar a ella los recursos, dándose el caso que en un solo día, por ejemplo, se llevó a 11 madres de familia a que retiraran cada una 150 mil pesos hasta completarle un millón 650 mil pesos”, señaló.

Tras la entrega del dinero, sostuvo Cifuentes, ninguna obra o proyecto ha sido ejecutado.
‘Nos la pintaron bien bonita’
Madres de familia que se sentían engañadas ante el acoso para entregar el recurso del programa “La Escuela es Nuestra” se asesoraron y lograron que el contratista les devolviera el dinero.

“Nos la pintaron bien bonita, nos hablaron muy bien, nos convencieron de entregar el dinero”, contó Gabriela Ramírez, miembro de un Comité Escolar.

“Nos llevaron (los Servidores de la Nación) a San José Iturbide a hacer entrega con el contratista, para que supuestamente empezara a trabajar, pero no tuvimos respuesta sobre su trabajo y nosotros le exigimos que devolviera (el dinero), y se negaba. Le dijimos que estábamos con un abogado, y si no nos entregaba el dinero, se iba a ver involucrado, y al final accedió”.

La mujer cuenta que el contratista les hizo la devolución del dinero, pero quería 20 mil pesos por sus honorarios, monto que no le dieron.

Con información de Óscar Luna / Grupo Reforma

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *