09/03/2021

Restringen el último adiós en los panteones de Guadalajara

Ni familia ni mariachi en los panteones.

Despedir a los seres queridos en los panteones municipales durante el botón de emergencia, se ha complicado para las familias.

Debido a las restricciones sanitarias implementadas por el Gobierno del Estado para evitar un aumento en los contagios por Covid-19, las sepulturas ahora ocurren sin familia ni flores ni música.

Este domingo, el Panteón de Mezquitán ubicado sobre Avenida Federalismo en Guadalajara, recibió al menos a 4 familias en el transcurso de una hora, que acudieron a despedir a sus seres queridos, o a entregar documentos para cremaciones.

Bajo las restricciones actuales, si la persona falleció de Covid-19 sólo puede ser sepultada en compañía de 4 personas. Si la causa fue una distinta al virus, pueden ingresar hasta 15 personas.

“Ha sido complicado porque la gente no está acostumbrada a no poder despedirse, aquí siempre teníamos hasta música y ahora apenas y puede entrar la gente”, explicó un empleado del lugar quien se encargó de recibir a los asistentes.

“La cosa es que por regla de Ayuntamiento no pueden ingresar más del aforo permitido, ni niños ni mayores de 60 años y en cuanto se van unos tenemos que sanitizar el área”, añadió.

Sin embargo, incluso las muertes por enfermedades distintas a Covid-19 han visto obstáculos para poder ser sepultados rodeados del amor de sus familiares.

Uno de ellos fue “Roberto”, quien murió por otras causas y fue acompañado por sus familiares más cercanos al Panteón este domingo, sin arreglos florales y bajo los filtros sanitarios por parte de los empleados del lugar.

Aunque su familia quiso despedirlo con mariachi y las canciones que le gustaban, tuvieron que quedarse con las ganas. Para Roberto, el adiós con “Las Golondrinas” quedó en la puerta del panteón.

Con información de Grupo Reforma

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *