26/02/2021

Pfizer y BioNTech inician pruebas de su vacuna contra Covid-19 en embarazadas

African American Doctor Giving Coronavirus Vaccine Injection Shot To Pregnant Woman, Wearing Protective Face Mask In Clinic Hospital. Corona Virus Vaccination, Patient Getting Vaccinated For Covid-19

AP.- La farmacéutica estadounidense Pfizer y su socio alemán BioNTech empezaron este jueves un estudio que se llevará a cabo en nueve países sobre los efectos de su vacuna contra Covid-19 en embarazadas.

Las compañías dijeron que ya se administraron las primeras inoculaciones del estudio, en el que se tiene previsto que participen 4 mil embarazadas de 18 años o más con entre 24 y 34 semanas de gestación.

Algunas recibirán las dos dosis de la vacuna contra Covid-19 y a otras se les administrarán placebos, con tres semanas de diferencia.

Se realizará un seguimiento de las voluntarias por entre siete y 10 meses, dependiendo de si recibieron la vacuna o el placebo, para evaluar qué tan efectiva y segura es la fórmula contra el coronavirus en las embarazadas

Entre las participantes habrá mujeres de Estados UnidosCanadáArgentinaBrasilChileMozambiqueSudáfricaEspaña y Gran Bretaña.

“Las embarazadas tienen un mayor riesgo de padecer complicaciones y de tener síntomas graves por la Covid-19”, dijo en un comunicado el doctor William Gruber, director de investigación y desarrollo clínico de vacunas de Pfizer

“Es fundamental que desarrollemos una vacuna contra Covid-19 que sea segura y efectiva” para ellas.

Las embarazadas fueron excluidas de estudios anteriores de la vacuna, la cual ha recibido autorización para su uso de emergencia en Estados Unidos, la Unión Europea y otros países.

Una vez que nazcan los bebés, las mujeres a las que se les administró el placebo recibirán la vacuna real.

Se evaluarán efectos de la vacuna en los infantes

El estudio evaluará los efectos en los infantes durante aproximadamente seis meses, para revisar la inocuidad de la vacuna y si recibieron posibles anticuerpos que los protejan del virus por parte de sus madres.

Las compañías tienen planeado este año empezar a probar la vacuna en niños, de entre cinco y 11 años. Actualmente, se revisan  los resultados de su estudio en menores de 12 a 15 años.

Además, se analizan los efectos de su vacuna en personas con sistemas inmunes debilitados. 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *