08/12/2021

PRI asegura que discutirá reforma eléctrica de AMLO después de elecciones de junio 2022

El dirigente nacional del PRI, Alejandro Moreno Cárdenas, afirmó este lunes que su partido buscará discutir la reforma eléctrica que promovió el presidente Andrés Manuel López Obrador hasta después de las elecciones de junio de 2022.

En conferencia de prensa junto a los dirigentes del PAN y del PRD, Marko Cortés y Jesús Zambrano, respectivamente, acusó que Morena tiene una posición egoísta y no busca construir acuerdos sobre la propuesta en materia energética.

Moreno Cárdenas manifestó que la bancada del PRI tiene una postura clara y buscará que la reforma eléctrica pase por un parlamento abierto antes de su discusión en el pleno.

“Hoy se lo decimos a Morena, seguimos en la apertura y en la discusión siempre del parlamento abierto pero nosotros no vamos a discutir ni un tema que no sea después del proceso electoral (…) Y hoy, como dicen, tengan con su reforma energética porque la vamos a discutir después de junio”, insistió.

La semana pasada, los partidos de oposición en San Lázaro celebraron el acuerdo anunciado por las bancadas de Morena, el Partido del Trabajo (PT) y el Partido Verde Ecologista de México (PVEM) de diferir hasta el 15 de abril de 2022 la discusión y posible aprobación de la reforma eléctrica.

Los coordinadores del PANPRI y PRD criticaron que Morena y aliados pretendieran aprobar la iniciativaen “fast track”, y que el aplazamiento anunciado dará oportunidad de que esta reforma sea analizada en parlamento abierto por todos los actores del sector.

Rubén Moreira, coordinador de los diputados del PRI, exhortó a que la discusión se difiera para después de las elecciones del 5 de junio 2022, al considerar que hacerlo en marzo o abril, politiza el tema. Señaló también que el tema eléctrico, “es muy serio y no puede ser debatido en ‘fast track’, en ningún sentido, positivo o negativo, porque hacerlo de ese modo lo vuelve sospechoso”.

Por su parte, Jorge Romero Herrera, líder del PAN en San Lázaro, aseveró en un mensaje difundido en sus redes sociales que se oponen a la reforma eléctrica porque “es retrógrada y contaminante” tal y como fue enviada por el Ejecutivo federal, y afirmó que el aplazamiento de su discusión se debió a que “el oficialismo no cuenta con los votos” para su aprobación.

La propuesta de reforma eléctrica del presidente López Obrador consiste en otorgar el 54% del mercado de la generación de energía eléctrica a la Comisión Federal de Electricidad (CFE), dirigida actualmente por Manuel Bartlett. Según el funcionario, la reforma no busca expropiar nada, ya que aún se contempla la participación de la iniciativa privada nacional y extranjera en el 46% de la industria.

Con información de LATINUS.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *