15/08/2022

Conmemora Guadalajara 250 años de la llegada de Fray Antonio Alcalde y Barriga a la ciudad

Redacción Antena Noticias

En un homenaje realizado en su efigie, ubicada en la Rotonda de las y los Jaliscienses Ilustres, diversas personalidades de la ciudad remembraron a este benefactor, también conocido como Fraile de la Calavera, dado que en 20 años sentó las bases de lo que ahora es la capital de Jalisco
 

 
En 2021 el dominico Fray Antonio Alcalde y Barriga cumplió 250 años de su arribo a la ciudad de Guadalajara, evento que se conmemoró esta mañana con una Guardia de Honor encabezada por Pablo Lemus Navarro, Presidente Municipal de Guadalajara, y Enrique Ibarra Pedroza, Secretario General del Gobierno de Jalisco.
 
En un homenaje realizado en su efigie, que forma parte de la Rotonda de las y los Jaliscienses Ilustres, diversas personalidades de la ciudad remembraron a este benefactor, también conocido como Fraile de la Calavera, dado que en 20 años sentó las bases de lo que ahora es la capital de Jalisco.
 
Lemus Navarro destacó en el homenaje la importancia de la oportunidad existente para la recuperación del Centro Histórico de la ciudad como un espacio seguro, próspero, limpio y ordenado, que la gente vuelva a vivir en este punto de la ciudad y con una nutrida oferta de actividades enfocadas al arte y a la cultura.
 
“Estoy convencido de que estamos en el momento correcto para cumplir con ese compromiso (…), para que recupere su brillo, con base a su tradición, a sus monumentos históricos, a lo que nos distingue, a lo que somos; a sus tradiciones, folclor, gastronomía”, aseveró.
 
Nacido el 14 de marzo de 1701 en Cigales, poblado perteneciente a la diócesis castellana de Valladolid, España, Fray Antonio Alcalde y Barriga es conocido por la fundación del Hospital Civil de Guadalajara, la Universidad de Guadalajara, y por impulsar la creación de escuelas y viviendas de interés social, y que con austeridad y honestidad puso orden en los ingresos de su diócesis.
 
Enrique Ibarra Pedroza citó al jurista tapatío Mariano Otero y Mestas, quien señaló que “la providencia fue generosa y mandó y destinó a Guadalajara a un alma de un cigalés, nacido cerca de Valladolid, que a esa edad llegó y se dedicó a generar con el amor a los demás la caridad y su gran visión, la transformación de la ciudad”.
 
En esta Guardia de Honor se dieron cita personalidades del Gobierno de Guadalajara, la Universidad de Guadalajara, la Arquidiócesis de Guadalajara y la Fundación Paseo Fray Antonio Alcalde, organismos que trabajan en conjunto para la recuperación económica, turística y cultural del corazón de la ciudad para sus habitantes y visitantes.
 
Estuvieron presentes Tomás de Híjar Ornelas, escritor, investigador, abogado y cronista de la Arquidiócesis de Guadalajara; Raúl Uranga Lamdrid, Vicepresidente de la Fundación Paseo Fray Antonio Alcalde; Martha Vallejo Macías, Secretaria de la Fundación Paseo Fray Antonio Alcalde; J. Guadalupe Dueñas, Representante de la Arquidiócesis de Guadalajara y actor de la causa para la canonización de Fray Antonio Alcalde; José Manuel Jurado Parres, Representante de la Universidad de Guadalajara; los regidores Fernando Garza Martínez y Tonatiuh Bravo Padilla, entre otras personalidades.
 
Al término de esta Guardia de Honor, el cantautor Paco Padilla interpretó “El fraile de la calavera”, una canción de su autoría dedicada a Fray Antonio Alcalde y Barriga.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.