• 2024-04-14 14:28

Antena Noticias

Estamos Más Cerca

All the Colors of the World Are Between Black and White: ¿Cómo logramos la felicidad si nos hemos negado a ella?

All the Colors of the World Are Between Black and White: ¿Cómo logramos la felicidad si nos hemos negado a ella?

Mauricio Orozco nos presenta lo mejor del cine independiente que seguramente será una de las JOYAS de APUNTESdeCINE, como lo es la ganadora del Teddy Award, premio destinado a lo mejor del cine LGBTIQ de la Berlinale 73.

Por Mauricio Orozco

Desde mi perspectiva personal y particular creo que el cine es una de las armas más bondadosas contra la inconformidad, una herramienta que ha acompañado grandes cambios sociales y de pensamiento, una forma artística de materializar la otredad y los dolores ajenos. Hacer una película debe ser un acto de desafío, una confrontación contra el otro, una invitación a reflexionar sobre el universo delimitado por los cuatro márgenes de la pantalla en donde reflejamos el nuestro, incluso aquel que no hemos llegado a conocer aún.

“All the Colors of the World Are Between Black and White” es el primer trabajo de largometraje del director nigeriano Babatunde Apalowo, en donde nos adentra a una historia poco convencional para el imaginario y la cosmovisión de su país natal. Una historia sobre un amor homosexual, sobre dos hombres necesitados de cariño y comprensión, pero que por culpa de los estatutos socioculturales esto es penado con cárcel o ha ocasionado hasta el asesinato despiadado.

Bambino es un repartidor en la ciudad de Lagos, Nigeria. Su trabajo consiste en entregar paquetes a lo largo de la ciudad, la recorre una y otra vez con su colorida chamarra en su motocicleta. Un día llega a la casa de apuestas de Bawa a entregar un paquete, pero Bawa se emociona con los colores de su vestimenta y su facha de motociclista que decide tomarle unas fotos espontáneas y pedirle que lo lleve a lugares que él conozca de la ciudad para poder fotografiarlos. Ese es el momento de una amistad que comienza a desarrollarse más hacía un amor romántico, sin embargo la inseguridad de Bambino y los estándares sociales sobre la homosexualidad le impiden creer que es posible un amor con otro hombre y seguir sus deseos.

En esta película nos enfrentamos a una maravillosa historia sobre sanación. En donde dos hombres perdidos en su soledad se encuentran, se conectan y se desean, creando una amistad llena de experiencias llena de cariño, comprensión y amor, pero no meramente desde lo sexual, sino más como relleno de un cariño pasado, un hueco de la memoria que no solo requiere lo carnal, sino que busca crear una nueva comprensión de la palabra compañía.

La película busca explorar el tema de la prohibición de lo diferente, nos propone un punto de vista que se posiciona en ambos polos para cuestionarnos, pero también explorar la consciencia que tenemos de cada uno ¿Cuánto nos afecta? ¿Cómo modifica nuestra vida?.

Una de las características más interesantes de la película es su dirección la cual sabe cuándo y dónde situar la cámara para mostrar indicios ocultos que crean imágenes intermedias, incompletas y fracturadas, plagadas de ausencia que se representa con el vacío, y que se rellena – por medio de un cambio en el aspect ratio – cuando están juntos.

Una película que desde el dolor vamos creando un relato que reflexiona y nos permite contribuir a ideas de cambio, de evolución y comprensión, a partir de una estrategia minimalista, pero con una gran carga emocional, una cinta que nos recuerda la ternura del hombre, y la importancia de los extremos para comprender los matices intermedios.

Esta cinta formó parte de la Sección Encounters, teniendo su estreno mundial en la edición 73 del Festival Internacional de Cine de Berlín (BERLINALE).

por Felipe de Jesus Flores Sanchez

https://www.clippings.me/users/floresfelipe

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *